Ansiedad en niños

Por: Diana Spíndola Yáñez

0
32

El trastorno de ansiedad generalizado (TAG) en niños es un trastorno mental en el que a menudo el niño está preocupado o ansioso por muchas cosas aparentemente indefinidas y siente que tiene dificultades para controlar esa ansiedad.

Aunque se desconoce la causa del TAG. Los genes pueden tener participación. Los niños con familiares que tienen un trastorno de ansiedad también pueden ser más propensos a sufrirlo. El estrés también puede ser un factor para desarrollar TAG.

“… El principal síntoma es la tensión o preocupación frecuente durante por lo menos 6 meses, aun sin una causa clara. Las preocupaciones parecen pasar de un problema a otro …”

Los eventos en la vida del niño que le pueden causar estrés y ansiedad incluyen: una pérdida, como la muerte de un ser querido o el divorcio de los padres. Cambios importantes en la vida, como mudarse a una nueva ciudad. Vivir en una familia cuyos miembros son temerosos, ansiosos o violentos o nuestra actual pandemia, miedo a que los papas se enfermen.

El principal síntoma es la tensión o preocupación frecuente durante por lo menos 6 meses, aun sin una causa clara. Las preocupaciones parecen pasar de un problema a otro.
Los niños con ansiedad centran sus preocupaciones en: Tener un buen rendimiento escolar y deportivo. Los niños pueden creer que deben desempeñarse a la perfección, de otro modo sienten que no lo están haciendo bien. Su seguridad y la de sus familias. Sienten un miedo intenso a los desastres naturales tales como terremotos, tornados o robos en la casa. Enfermarse o que un miembro de la familia lo haga. Pueden preocuparse excesivamente por enfermedades menores o tener miedo a desarrollar nuevas enfermedades.

“… Problemas de concentración o tener la mente en blanco, fatiga, irritabilidad, problemas para dormir o permanecer dormido, o sueño agitado e insatisfactorio, no come lo suficiente o come en exceso, ataques de ira, un patrón de desobediencia, hostilidad e insolencia, espera siempre lo peor, incluso sin ninguna razón aparente …»

Un niño con TAG es consciente de que sus miedos o preocupaciones son excesivas, pero aun así tendrá problemas para controlarlos. Con frecuencia, el niño necesita que lo consuelen.

Otros síntomas incluyen: Problemas de concentración o tener la mente en blanco, fatiga, irritabilidad, problemas para dormir o permanecer dormido, o sueño agitado e insatisfactorio, no come lo suficiente o come en exceso, ataques de ira, un patrón de desobediencia, hostilidad e insolencia, espera siempre lo peor, incluso sin ninguna razón aparente.

También puede presentar otros síntomas físicos tales como: tensión muscular, molestias estomacales, sudoración, dificultad para respirar, dolor de cabeza. Los síntomas de la ansiedad pueden afectar la vida diaria de un niño. Pueden impedirle que duerma, coma y que tenga un buen rendimiento en la escuela.

TRATAMIENTO:
El objetivo del tratamiento es ayudar a su hijo a sentirse mejor y llevar una vida diaria normal. En casos poco graves, la psicoterapia o solo el uso de medicamentos pueden ser útiles. En casos más graves, la combinación de estos tratamientos puede ser lo mejor.

PSICOTERAPIA:
Muchos tipos de psicoterapia pueden ser útiles para el TAG. Un tipo de terapia común y efectiva es la terapia cognitivo conductual (TCC). La TCC puede ayudar a su hijo a comprender la relación entre sus pensamientos, comportamientos y síntomas. A menudo, la TCC implica un cierto número de visitas a la psicoterapeuta. Con la TCC, su hijo puede aprender a: Comprender y retomar el control de las visiones distorsionadas de factores de estrés, tales como las experiencias de vida y el comportamiento de otras personas. Reconocer y reemplazar los pensamientos que generan pánico para ayudarle a sentirse bajo control. Manejar el estrés y relajarse cuando ocurran los síntomas.

EXPECTATIVAS:
La evolución depende de la gravedad de la afección. En algunos casos, el TAG es a largo plazo y difícil de tratar. Sin embargo, la mayoría de los niños mejora con medicamentos, psicoterapia o ambos.

Posibles complicaciones: Tener un trastorno de ansiedad puede poner al niño en riesgo de sufrir depresión o abuso de sustancias.

Consulta con tu psicóloga de cabecera.

 

Psic. Diana Spíndola Yáñez
CENTRO DE ASESORÍA
PSICOLÓGICA-SKOOL-TOOLS
Facebook: centro de asesoria psicologica-skool-tools
Tel. 210 3280 – 662 206 3414